VÍDEOS EN WASTE MAGAZINE TV
VIDEOS DE NATURALEZA - Imágenes exclusivas tomadas en espacios naturales por los responsables de Waste Magazine... Especies, reportajes de fauna, flora, rutas....

TEMAS * PAISAJES CON HISTORIA --------© Textos-fotos-videos: Merche S. Calle / Juan Enrique Gómez / Waste-----
.
Las termas del Çehel
Las aguas del subsuelo de la Contraviesa afloran entre las rocas pintadas de sarro para dar calor a los campos
Los arroyos y acequias que vierten en las ramblas semidesérticas de Albuñol bajan a 25º, mantienen ecosistemas termales, dieron luz y movieron molinos
Por Juan Enrique Gómez y Merche S. Calle / IDEAL - Waste Magazine
El día seis de junio de 1785, la tierra se movió en la comarca del Çehel, y en el extremo más alto de Albuñol, en el barranco del Sol, brotó agua de color rojo. Salía del interior de las rocas que se abrieron por efecto de un gran terremoto que durante la noche provocó el pánico entre los habitantes del pueblo y los cortijos de los cerros situados entre Ugíjar, Albondón y el mar. El agua era caliente, lo que para muchos significaba que procedía de espacios misteriosos, de los acuíferos del infierno, pero esa cualidad diabólica no impidió que desde entonces el agua fluya de forma constante en el lugar que se bautizó como el ‘Nacimiento del Río’, aunque al cauce nunca nadie le puso nombre. 
(..)Es una de las surgencias que en el municipio de Albuñol, el viejo Hims al-Bunyol –un nombre que hace referencia a castillos, por la fortaleza nazarí de La Rábita, y vinos, por la riqueza de los cerros de la Contraviesa–, afloran a temperaturas constantes durante todo el año, entre 25 y 27 grados centígrados, cargadas de minerales, especialmente hierro, y sales carbonatadas que generan travertinos y caprichosas formas en las tierras, rocas y acequias por las que discurren. 

Albuñol, se convertía en la capital del agua, donde vecinos y visitantes aprovechaban pozas y ensanches de las acequias para darse baños medicinales, una costumbre que desapareció durante la segunda mitad del siglo XX e intenta ser recuperada en el entorno del ‘Nacimiento del Río’ con la construcción de un área recreativa que incluye una piscina que recuerda las viejas albercas y que se ha convertido en un baño termal para todo aquel que quiera darse un remojón durante el verano, pero a 25 grados.

En las tierras de la Taha del Çehel, el distrito alpujarreño morisco, hay una gran cantidad de manantiales en los que afloran aguas termales que vierten en las múltiples ramblas semidesérticas que se forman entre las montañas y derivan hacia el litoral, distante solo cinco kilómetros, pero dos de ellas, Ahijón y Aldáyar, son las que concentran la mayor parte de las fuentes de aguas calientes. Las dos ramblas confluyen junto al núcleo urbano de Albuñol, en una única lengua de arenas y cantos rodados que desemboca en el mar, donde las aguas ferruginosas y termales llegan sin haber perdido aún la temperatura del interior de su acuífero original y crean, en el litoral, un hábitat especial que aprovechan alevines de decenas de especies de peces para crecer en aguas con abundante materia orgánica vegetal y una temperatura más constante. 

Barranco del Sol
El ‘Nacimiento del Río’ está situado junto al acceso al barrio alto de Albuñol, en el barranco que se llamó del Sol y donde el agua termal ha creado un ecosistema de ribera que se inicia en el manantial donde musgos y helechos, sobre todo culandrillos de pozo, tapizan de color verde las rocas que se han vuelto blandas por efecto de las sales carbonatadas, que crean travertinos de color amarillento y rojizo debido a la composición ferruginosa del agua, que mana con fuerza e intensidad en años con invierno y primavera lluviosa, con un caudal que puede llegar a 150 litros por segundo, aunque su nivel medio es de 20 debido a las muchas captaciones y pozos para regadíos que se han realizado en el acuífero. 

Investigadores de la Universidad de Granada, Luis Sánchez Díaz y Antonio Castillo, afirman en ‘Itinerarios Hidrogeológicos del Litoral Mediterráneo Andaluz’ y en ‘Conoce tus Fuentes’, que «es uno de los principales manantiales termales de descarga del afloramiento carbonatado de Albuñol, que surge por el contacto entre filitas y esquistos (impermeables) y materiales acuíferos carbonatados (todos ellos perteneciente al Complejo Alpujárride). El origen termal de sus aguas está ligado con flujos subterráneos, que alcanzan cierta profundidad, procedentes de la Sierra de Lújar», lo que hace que la cantidad de agua en esta zona sea mayor que lo que cabría esperar del nivel de precipitaciones que se dan en este territorio, que linda con espacios semiáridos de la provincia de Almería.

Aquel manantial de los terremotos de 1785 ha sido algo más que una fuente de agua caliente no apta para el consumo y que regaba múltiples huertas situadas en el pago de Ahijón, con el molino del Sol y la Cenicilla. Durante décadas fue fuente de energía eléctrica, al utilizarse para mover las turbinas de lo que en el pueblo se llamaba la ‘fábrica de la luz’ y de la que solo quedan muros derruidos. Era también la fuerza impulsora de las piedras del molino del Sol. Las acequias que conducían el agua termal hacia las huertas y molinos aún se mantienen sobre viejos acueductos cubiertos por la capa calcárea creada por el paso de las sales carbonatadas, aunque en parte han sido canalizadas y cegadas.

En Aldáyar, la otra rambla del Gran Çehel, una acequia de paredes y cauce hormigonado, deja pasar el agua de la Mina hacia la alberca que entre los años cincuenta y setenta del siglo XX se habían convertido en el centro del termalismo de la comarca de la Contraviesa y que hoy no es más que un pequeño ensanche en la acequia modernizada. El agua sigue brotando de la tierra para regar los campos del sureste de una población que a pesar del crecimiento de la agricultura intensiva bajo plástico no olvida que fue ciudad nazarí y que sus orígenes se sitúan en el neolítico.


Flora / vegetación


Culandrillo de pozo

Arundo donax (caña común)
Adiantum capillus-veneris (culandrillo de pozo)
Samolus valerandi (Pamplina de agua)
Trachelium coeruleum (flor de la viuda)




Temas relacionados

Paisajes con historia
El Cable de Motril
Palacio de Dar al arusa
El Ojo oscuro / Humedal de Padul
Torre de Romilla, El vigía de la pequeña Roma
Infiernos de Loja
El castaño del abuelo, el guardián de Sulayr
Entre los tajos del Gollizno, río Velillos
El canal de las arenas... y montesas
Oro de dos milenios
Riofrío, aguas arriba
La cantera  de El Turro, roca madre de las columnas del palacio de Carlos V
Puente de Tablate, la puerta de los moriscos
Azud de Pinos Genil:  Agua para la metrópoli
Torre nazarí, La última atalaya de Dúrcal
Fuentes del Poqueira
Castillo de Mondújar - El retiro de Zoraya
Parador - Desde las huertas del convento
Puente del Hacho Senderos de hierro
Alixares El palacio del Sol y el agua
Rio Fardes, Los ‘mil y un’ manantiales
Deifontes Nacimiento El ‘olimpo’ del agua
Acequia del Tercio - Aguas para la Alhambra
Pantano de Béznar - Cuando el Valle era una isla
Vereda de la Estrella - La senda a las minas
Media luna - ingeniería milenaria 

vídeopromoción







PAISAJES CON HISTORIA
Vídeos, reportajes, fotogalerías, rutas..
bb
La ‘fábrica de la luz’ Los postes de energía eléctrica aún parecen enlazar la red general con los restos de la vieja central hidroeléctrica cuyas turbinas se accionaban con el agua del Nacimiento del Río. Y bajo ella, los muros del viejo molino del Sol y la Cenicilla.

Reportaje publicado en IDEAL el 16 de agosto de 2014


El manantial
¿Dónde Está?:  En la zona alta de la localidad de Albuñol, en la carretera antigua hacia Albondón.
¿Cómo llegar?:  Hay que tomar la carretera que sale desde el interior del pueblo hacia Albondón y el Haza del Lino. A menos de dos kilómetros, una gran curva señala el acceso hacia el barrio alto. Allí hay un área recreativa que cubre la parte ascendente del barranco. Al fondo de ese área recreativa está el manantial. La alberca y manantial de la Mina de Aldáyar está al otro extremo del pueblo, en el camino de las Angosturas , junto al puente que destruyó la riada de 1973.
 Coordenadas:  Del Nacimiento del Río:  36°47’38.64’’N   3°12’31.14’’O. La acequia de Aldáyar está en:  36°47’29.64’’N   3°11’43.09’’O.

Epifanio y los Molinos
Por Juan Enrique Gómez

No era solo el rey del trovo alpujarreño, fue el señor de los molinos y el agua. Conocí a Epifanio Lupión cuando yo era un niño que imaginaba aventuras entre los cañaverales de la Cenicilla y el molino del Sol, cuando él, siempre con esa edad indefinida y su mirada oculta bajo gruesas gafas de pasta, armado con un omnipresente mechero de yesca, me enseñaba los secretos del agua y me hacía vivir historias de moriscos, de zorros y gallos, de arrieros que bajaban del cerro del Gato con las espuertas repletas de racimos de uva, higos y almendras. Epifanio ocupaba mis mañanas de verano en el molino que regentó durante años, donde el agua de los nacimientos termales de Albuñol, movía sus muelas y mi fantasía. El calor del agua parecía dar un olor y color especial a la harina de maíz, y servía para generar un  misterioso ambiente en el que las pequeñas figuritas que él hacia de madera y caña desfilaban al moverse con la rueda de moler, y donde Epifanio me enseño a construir armas incruentas que utilizaba en batallas imaginarias: escopetas que disparaban ‘pabilos’ de maíz. El viejo trovero dejó los molinos pero aún recuerdo su pasión por el agua y sus acequias.


 


--

Copyright: Waste Magazine ©
TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa, blogs, páginas personales,  con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, y las no comerciales y sin ánimo de lucro, a la que se manifiesta oposición expresa. 
--
Política de privacidad / Aviso legal

Contenidos informativos
Guía de Aves
Guía de plantas * Flora
Guía de Mariposas
Guía de insectos
Especies marinas
Moluscos
Setas y hongos
Líquenes
Anfibios
Reptiles
Fauna
Rutas y paisajes
Waste créditos

Especiales
Espacios naturales
Sierra Nevada
Doñana
Alhambra
Al-andalus
Cosmología y Astronomía
Evolución humana
Reciclado
Contaminación
Ecología
Guías y libros


Revista electrónica creada en 1997

Contacto y publicidad waste@diarioideal.es

Dirección y edición
waste@diarioideal.es
Juan Enrique Gómez / Merche S. Calle
Diario IDEAL / 680 92 55 14
Waste Magazine
Forma parte de los canales temáticos del diario IDEAL - Grupo Vocento
www.ideal.es