VIDEOS DE NATURALEZA - Imágenes exclusivas tomadas en espacios naturales por los responsables de Waste Magazine... Reportajes de fauna, flora, rutas.... 


GUÍA DE AVES ---------© Textos-fotos-videos: Merche S. Calle / Juan Enrique Gómez / Waste-----
vv
.
Kingdom Animalia / Phylum Chordata
Clase Aves / Orden  Passeriformes
Familia Hirundiidae
Hirundo rustica 
Golondrina común / Barn Swallow 



Tamaño máximo 14 cm
Hábitat
Humedales, lagunas, jardines, ciudades, parques. En granjas, edificiaciones cercanas a poblaciones. 
Es un ave migradora que se empieza a ver al final del iniverno, días antes de la primavera. Las primera oleadas de migradoras llegan a principios y mediados de marzo, aunque hay individuos que permanecen en el sur de la peínsula Ibérica durantte todo el año.
Se concentran junto a los humedales para iniciar su periodo de reproducción. Son una señal clara de que llega el cambio de estación. Forman grandes bandadas
Se alimentan de insectos que cazan al vuelo, por lo que casi siempre vuelan muy cerca dela gua en lagunas y charcas.
¿Dónde están las golondrinas?
Miles de ejemplares no acuden a su cita primaveral en lagunas, campos y pueblos de la península Ibérica
Ornitólogos alertan de la merma continuada de las poblaciones de un ave insectívora que forma parte de la historia y las costumbres de los pueblos del sur
Por Juan Enrique Gómez y Merche S. Calle - Waste / IDEAL - 30 de abril de 2014
Cada día, al atardecer, el cielo se puebla de pequeñas aves de color negro que vuelan incansables hasta que el sol se oculta. Son vencejos, aviones y golondrinas, aunque esta última especie es cada vez más difícil de observar. Su elegante manto de reflejos azules en forma de frac, con vientre blanco y garganta roja, ya no es la forma predominante en los grupos de aves insectívoras que cazan sin cesar sobre las láminas de las lagunas, playas, cultivos, pueblos, e incluso la ciudad y su entorno. La golondrina común (Hirundo rustica) ha reducido su presencia en más de un 30% en la última década. Según los expertos de la Sociedad Española de Ornitología, la merma de las poblaciones continúa y pone en peligro la supervivencia de esta especie, que en Granada ha sido siempre una de las más numerosas, con una población estimada de algo más de 700.000 ejemplares.
En España la estimación es de una merma de un millón de golondrinas por año, con un censo que se encuentra en alrededor de 30 millones de individuos en la península Ibérica.

Las golondrinas, consideradas como una de las aves mejor relacionadas con el hombre, experimentan un descenso en la provincia de Granada de más de un cuarto de millón de individuos en los últimos diez años y cada temporada son alrededor de 10.000 las golondrinas que ya no vuelven a sus territorios habituales de reproducción después de pasar el invierno en África, hacia donde se marcharon para huir del frío y desde donde vuelven a aprovechar la climatología benigna del sur de Europa, aparearse y perpetuar la especie. 

No se ha llegado a establecer una causa exacta de la reducción de las poblaciones de golondrina común y de otras especies de su misma familia como los vencejos y aviones. Las razones se encuentran, según los ornitólogos en el continuado uso de pesticidas, muchos de ellos incontrolados; la desaparición de zonas húmedas; la modificación de territorios agrícolas en favor de usos inmobiliarios, e incluso cuestiones aparentemente tan inocuas para el medio natural como la eliminación de cornisas, voladizos y tejados de teja antigua en edificaciones de pueblos y ciudades, ya que esos puntos protegidos de los edificios, sobre todo en el medio rural, son los favoritos de estas aves para construir sus nidos de barro. Si no existen estas cornisas resguardadas del viento y las inclemencias meteorológicas, las golondrinas no pueden anidar y no logran reproducirse. También se dan numerosos casos de propietarios de edificios que eliminan nidos de fachadas en tiempo de cría, a pesar de que les podría acarrear una sanción administrativa por atentar contra la viabilidad de especies animales en épocas de reproducción.
El incremento en el uso de insecticidas y sistemas para eliminar ciertas plagas de zonas de cultivo, han afectado de forma directa a unas aves que se alimentan de insectos. Sin comida, los territorios que habitualmente frecuentaban dejan de ser aptos para ellas y no solo no vuelven, sino que su nivel de crecimiento poblacional disminuye día a día.

SEO/Birdlife ha calificado a las golondrinas como ‘Ave del año 2014’. Una llamada de atención sobre una situación que convertirá a las golondrinas en una nueva especie en peligro de extinción. 
Por el momento, Hirundo rustica, no está incluida en los libros rojos de especies amenazadas, pero sí protegida por normas europeas como la Directiva Aves y el Convenio de Berna. 
En Andalucía, donde el censo es de casi seis millones de ejemplares, el declive de la especie se contabiliza en algo más del 33%, un porcentaje que está por encima de los criterios de pérdida de población que establecen organizaciones como la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICM) para considerar que una especie se encuadra en la categoría de «vulnerable a la extinción».

Si la tendencia continúa, y parece ser que seguirá así durante años, la imagen de golondrinas sobrevolando nuestros campos solo podrá verse en los libros de historia natural.
 

No todos son golondrinas. Las dos primeras aves por la izquierda son aviones (Delichon urbica); en el centro una golondrina dáurica (Cecropis daurica) muy escasa y en peligro de extinción, y a la derecha, dos golondrinas comunes (Hirunda rustica) con su garganta roja y negra.



Temas relacionados 
Guía de Aves, inicio
Copyright © Waste magazine
Anillado de aves Estación Ornitológica de Padul 
Observación de aves


¿Dónde están las golondrinas?
Miles de ejemplares no acuden a su cita primaveral en lagunas, campos y pueblos de la península Ibérica.
(Reportaje completo)