VÍDEOS EN WASTE MAGAZINE TV
VIDEOS DE NATURALEZA - Imágenes exclusivas tomadas en espacios naturales por los responsables de Waste Magazine... Especies, reportajes de fauna, flora, rutas....

TEMAS * PAISAJES CON HISTORIA --------© Textos-fotos-videos: Merche S. Calle / Juan Enrique Gómez / Waste---
.
ARROYO SALADO
Un río entre paredes de sal
El cauce del Arroyo Salado dibuja una senda utilizada por  los primeros pobladores del Temple y la Vega de Granada
Discurre por un territorio semidesértico, en el que el agua fluye cargada de sales minerales y tapiza de cristales blancos los tajos de erosionadas arenas
Por Juan Enrique Gómez y Merche S. Calle / IDEAL - Waste Magazine
Un rebaño de ovejas y cabras camina unido a través de la cañada que desde Santa Fe se dirige hacia La Malahá. Baja hasta el fondo de una vaguada situada entre paredes de conglomerados y arcillas. No corren hacia el cauce del arroyo para saciar la sed, sino que ocupan posiciones entre las arenas y los bordes del tajo para lamer la tierra y las piedras. Intentan ingerir una fuerte dosis de sal, un elemento básico en la dieta de los herbívoros y difícil de conseguir en los pastos. Es la muestra más clara de la cualidad salina de un territorio que desde hace tres milenios era recorrido por los primeros pobladores de Granada y sus ganados, en el que la sal aparece como un tapiz de color blanco entre los ocres de los cortados bajo los que discurre el que se conoce ancestralmente como Arroyo Salado, un pequeño cauce que en zigzag se dirige desde Alhendín hasta unir sus aguas salinizadas, con altos contenidos de hierro y otros minerales, al caudal del Genil, más allá de Santa Fe, junto a Fuente Vaqueros y Chauchina. (...) 
(..) El Arroyo Salado es algo más que lo que se consideraría un arroyo, podría ser calificado como río, pero su nominación histórica siempre le otorgó esa menor categoría hidráulica y así ha mantenido a través de los siglos. Con solo 20 kilómetros de recorrido puede entenderse como un eje clave para el desarrollo de las poblaciones que desde el año 900 antes de Cristo, se asentaron en territorios situados entre la sierra de Alhama, la comarca del Temple y la Vega de Granada. La sal de sus aguas y piedras era la clave para la subsistencia de las familias dedicadas al pastoreo y la agricultura, por lo que es posible encontrar restos de asentamientos prehistóricos y milenarios a lo largo de este corto cauce que tiene su mayor potencial en las salinas de La Malahá, y que aún puede deparar sorpresas a quienes se aventuren entre las cárcavas y secanos poblados de olivos y almendros, ya que ofrece parajes de una extraña belleza y en los que existen pequeños oasis de vegetación ribereña de alto valor ecológico, como la presencia de uno de los tarajales autóctonos (bosquetes de tarays, arbustos que crecen en los márgenes de los ríos), más densos y mejor conservados de la provincia de Granada, e incluido en las Arboledas Singulares de Andalucía, que se suceden a lo largo del cauce tanto a las puertas de La Malahá como en el recorrido que desde esta localidad, una vez superadas las salinas, continúa hacia Santa Fe.

El trazado de la última carretera que une estas dos localidades, ha seguido la orografía marcada por el cauce del Arroyo Salado, la línea dibujada por el paso del agua y la erosión que ya utilizaban los habitantes de esta zona desde la etapa que se conoce como Bronce Final, un tiempo en el que los asentamientos humanos situados junto al cauce y las salinas, servían como control de los ganados que cada verano ascendían desde las tierras bajas hasta los pastizales de Sierra Nevada, y utilizaban la línea salina como corredor de supervivencia para sus animales. Era la conexión entre la comarca del Temple y la Vega, ya que desde las tierras de Agrón y Ventas de Huelma, se iniciaba el descenso hacia las inmediaciones de Granada por el mismo lugar que lo hacia el agua. Un camino que se mantuvo en el tiempo y que siguieron los carros que desde El Turro, junto a Cacín, transportaron las columnas para el palacio de Carlos V, un recorrido documentado porque una de ellas acabó en el cauce y ahora adorna la puerta de la iglesia de Chauchina. Es parte de la conexión entre Málaga y Granada, al menos la que contaba Alejandro Dumas en ‘El Bandido de Sierra Nevada’. 

Para conocer el eje ecológico que marca una línea entre tierras áridas, hay que descender por carriles agrícolas y pasos de ganado y caminar entre las riberas. Es posible observar pequeñas cabezas de color verde y amarillo que aparecen sobre las aguas remansadas. Son galápagos leprosos, la especie autóctona de galápago ibérico que aún pervive en estas aguas. No se inquietan ante la presencia humana y se mantienen en grupos sobre el lodo de la orilla, bajo las ramas de los tamariscos. 

En las paredes de aglomerados arcillosos, se aprecian líneas blancas transversales que señalan dónde llegó el agua durante las crecidas del invierno. Es donde afloran las sales minerales que buscan las cabras y ovejas. Y entre las tierras erosionadas por el viento aparecen formaciones de yesos cristalizados.

El agua rompe la aridez y monotonía de un paisaje azotado por el sol y el viento. Crea parajes imposibles, pequeños islotes de verdor en tierras avocadas a la desertización, donde habita una muy singular biodiversidad, con especies vegetales alófitas, que pueden vivir en espacios salinizados, como algunos limonios con bellas flores de papel, pequeñísimas jaras de hojas perforadas, Helianthemum squamatum, Peganum armala, llamada Ruda de Siria, e insectos amenazados de extinción como la mantis sin alas de la Malahá, Apteromantis aptera, que solo es posible encontrar en las inmediaciones del Arroyo Salado. 
Caminar entre las paredes de sal bajo las que discurren las aguas ocres del arroyo que los nazaríes llamaron Wadi Almallahi, es rememorar el paso de los primeros pobladores de la historia de Granada y recorrer el río de la sal. 



Flora / Vegetación
Anacyclus clavatus
Anthyllis cytisoides
Anthriscus caucalis
Apium nodiflorum
Artemisia barrelieri
Arundo donax
Asparagus officinalis (Espárrago)
Asphodelus macrocarpus
Atriplex halimus
Calendula arvensis
Cerastium glomeratum
Chenopodium album
Chrozophora tinctoria
Conium maculatum
Convolvulus arvensis
Cynara scolymus
Cynodon dactylon (Bermuda)
Diplotaxis virgata
Eruca vesicaria
Ficus carica (Higuera)
Filago congesta
Frankenia pulverulenta
Helianthemum squamatum
Helianthemum syriacum
Helichrysum stoechas
Mercurialis tomentosa
Neatostema apulum = Lithospermum apulum (Chupamiel dorado)
Nonea vesicaria
Oryzopsis miliacea
Olea europaea (Olivo)
Pallenis spinosa
Phragmitis australis
Prunus dulcis (Almendro)
Reichardia tingitana
Retama sphaerocarpa
Sherardia arvensis
Stipa tenassissima
Tamarix gallica
Thymelaea hirsuta

Temas relacionados
PAISAJES CON HISTORIA - PARAJES Y SENDEROS
Tesoros de los moriscos. Tras el mito de la orza de oro
Lagunas de los Hoyos (Archidona) Agua entre fronteras
Sierra Nevada. Mirador Ahí de Cara. Sobre el balcón de los vientos
Río Cacín. El canal de los siete pueblos
San Patricio. El peñón del santo irlandés
Arroyo Salado. Un río entre paredes de sal
Padul, madres. Arterias del cuaternario
Laguna de los Arenales. Campos de ranas
La Rijana. Bajo la torre de la condenada
Cerro del Toro. Entre minas y cerezos
El Hervidero, Sierra Nevada. Cruce de Caminos
Vía verde Baza, Baúl. Sendas de hierro
La Rábita. Bajo las aguas del 'Gran Céhel'
Dehesa del Generalife, parque periurbano. La colina donde nace el sol
Pinar de Láchar. La isla verde de Láchar
La Caleta, Salobreña. Bancales bajo el mar
Nacimiento de Vélez. Aguas cálidas
La Resinera. El Mirador de las sierras medias
Calahonda, la reserva de coral
Negratín. El refugio de las hadas
Charca de Suárez, Motril. La ruta de las lagunas
Castell de Ferro. Un castillo sobre el mar
Cerro Gordo Maro. En la cumbre y bajo el mar
El Hornillo. El barranco de las flores
Los Bermejales. El circuito de los ánsares
Cerrada de Castril. La garganta del agua
Marina del Este. El mar de anémonas
Río Alhama. El río encantado 
 
Paisajes con historia
Riberas en el desierto, Guadiana Menor
El Chorrillo, La meseta de las flores
Peñones de San Francisco
Río Fardes, arroyos que se tornan ríos
Sierra Nevada, El jardín nevadense
Castillo de Huarea, el secreto del delta
Cuevas de Cozvijar, ojos del paleolítico
Pantaneta de Alhama
Bajo los tajos de Huenes
Dornajo, la frontera de las altas cumbres
Molino del Rey. Aguas para el duque
Las lagunas de Vélez
Alfaguara, trincheras de los pocicos
Torre de Melicena
Donde renace el Cubillas
Playa del Ruso, la cala del manantial
Dúrcal, los puentes del milenio
Sierra de Huétor, Alfaguarilla
Castillo de Lanjarón, el secreto morisco
Sierra Nevada, Boca de las Pescá
Mirador de Alixares, el mirador olvidado
Atalaya de Deifontes, La puerta del reino
‘Los Quinientos’ de Padul
Poqueira, Agua y luz para la Alpujarra
La Malahá, Sal, termas y desiertos
El canal de la vía Augusta
Río Verde, los secretos de Cázulas
El Cable de Motril
Palacio de Dar al arusa
El Ojo oscuro / Humedal de Padul
Torre de Romilla, El vigía de la pequeña Roma
Infiernos de Loja
El castaño del abuelo, el guardián de Sulayr
Entre los tajos del Gollizno, río Velillos
El canal de las arenas... y montesas
Oro de dos milenios
Riofrío, aguas arriba
La cantera  de El Turro, roca madre de las columnas del palacio de Carlos V
Puente de Tablate, la puerta de los moriscos
Azud de Pinos Genil:  Agua para la metrópoli
Torre nazarí, La última atalaya de Dúrcal
Fuentes del Poqueira
Lapiaz del Puerto de la Mora La linde de la paleofrontera
Las termas del Çehel
Castillo de Mondújar - El retiro de Zoraya
Parador - Desde las huertas del convento
Puente del Hacho Senderos de hierro
Alixares El palacio del Sol y el agua
Rio Fardes, Los ‘mil y un’ manantiales
Deifontes Nacimiento El ‘olimpo’ del agua
Acequia del Tercio - Acequia real - Aguas para la Alhambra
Pantano de Béznar - Cuando el Valle era una isla
Vereda de la Estrella - La senda a las minas
Media luna - ingeniería milenaria 

vídeopromoción







Paisajes con historia
Vídeos, reportajes, fotogalerías, rutas..
Parajes y senderos
bb

Publicado en IDEAL el día 24 de agosto de 2016

¿Dónde está?
Entre Alhendín y Santa Fe, con La Malahá como centro. Es el cauce que desde esa localidad llega hasta el Genil en Chauchina.
_¿Cómo llegar?:_ El punto de la fotografía es un paraje situado a 2,5 kilómetros de La Malahá, en la carretera a Santa Fe. Tras pasar un camino agrícola que baja hacia el río.
_Coordenadas:_  El inicio del camino agrícola está en 37° 7’27.99’’-N   3°43’42.20’’-W



vv



--

Copyright: Waste Magazine ©
TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa, blogs, páginas personales,  con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, y las no comerciales y sin ánimo de lucro, a la que se manifiesta oposición expresa. 
--
Política de privacidad / Aviso legal

Contenidos informativos
Guía de Aves
Guía de plantas * Flora
Guía de Mariposas
Guía de insectos
Especies marinas
Moluscos
Setas y hongos
Líquenes
Anfibios
Reptiles
Fauna
Rutas y paisajes
Waste créditos

Especiales
Espacios naturales
Sierra Nevada
Doñana
Alhambra
Al-andalus
Cosmología y Astronomía
Evolución humana
Reciclado
Contaminación
Ecología
Guías y libros


Revista electrónica creada en 1997

Contacto y publicidad waste@diarioideal.es

Dirección y edición
waste@diarioideal.es
Juan Enrique Gómez / Merche S. Calle
Diario IDEAL / 680 92 55 14
Waste Magazine
Forma parte de los canales temáticos del diario IDEAL - Grupo Vocento
www.ideal.es