-
Guía de plantas
Guía de mariposas
Guía de especies marinas

GUÍA DE AVES-----------
© Textos-fotos-videos: Merche S. Calle / Juan Enrique Gómez
.
Kingdom Animalia / Phylum Chordata
Clase Aves / Orden Accipitriformes
Familia  Pandionidae
Pandion haliaetus
Aguila pescadora / Osprey, Sea Hawk,  Fish Hawk
Datos 
Tamaño 60 cm
Alimentación aves, peces, tortugas, crustáceos, pequeños mamíferos, culebras de agua
Distribución
Mundial
La especie cuenta con cuatro subespecies distribuidas
prácticamente por todos los continentes, excepto los Polos. La subespecie nominal ocupa el Paleártico, Baleares, Canarias,
Chafarinas, centro y norte de Europa.
MMA

Reaparece después de 60 ños de haber desaparecido como reproductora de la Península Ibérica

El Aguila Pescadora vuelve a criar en España
Pollos para el pantano de Guadalcacín
En Los Alcornocales (Cádíz) una pareja logra sacar adelante dos pollos introducidos por un equipo científico

Fotos: Estación Biológica de Doñana / CSIC



Foto EBD/CSIC

Consiguen la reproducción del Águila Pescadora, especie extinguida en la Península Ibérica
Se trata de un hito histórico ya que nunca se había conseguido recuperar un vertebrado extinguido en la península
El Proyecto de Reintroducción del Águila Pescadora en Andalucía que lleva a cabo la Consejería de Medio Ambiente en colaboración con el Consejo Superior de Investigaciones Científicas, a través de la Estación Biológica de Doñana, acaba de conseguir un hito histórico al lograr la reproducción por primera vez de esta especie extinguida en la península ibérica. Un éxito al que se une el hecho de que hasta ahora nunca en la historia de la conservación de la naturaleza en España se había conseguido recuperar un vertebrado extinguido.
          Tras seis años de esfuerzos el proyecto de reintroducción ha alcanzado sus objetivos con la reproducción con dos parejas en cada uno de los lugares en los que se ha llevado a cabo la reintroducción, una en Cádiz (Embalse de Guadalcacín) y otra en Huelva (Marismas del Odiel) donde han conseguido criar 3 y 2 pollos respectivamente. Se trata de espacios de los que el águila pescadora (Pandion haliaetus) desapareció hace cerca de 70 años. 
 En total, desde 2003 se han reintroducido 108 pollos de la especie: 61 en la provincia de Cádiz y 47 en el Paraje Natural de las Marismas del Odiel (Huelva), todos ellos procedentes de Alemania, Finlandia y Reino Unido. Los primeros cuatro pollos de águila pescadora introducidos en Andalucía procedían de Finlandia y con seis semanas de edad fueron colocados en un nido artificial construido a orillas del embalse del Barbate (Cádiz) en el Parque Natural de Los Alcornocales. Tras esa experiencia pionera, se incrementó a 20 el número de aves liberadas al año de media. 
 Los pollos reintroducidos en Andalucía han mostrado un comportamiento migratorio similar al de aquellos criados en sus propios nidos, iniciando la migración con la misma orientación y alcanzando las áreas típicas de la especie. El águila pescadora es una rapaz migradora, por lo que los jóvenes liberados en Andalucía viajaron, cruzando el desierto de Sahara, hasta Mali y Senegal, donde pasaron sus dos primeros años de vida. Una vez adultos, regresaron a los lugares de suelta (Cádiz y Huelva) donde finalmente este año han establecido parejas y han conseguido criar 5 pollos en total  que en la actualidad se encuentran en perfecto estado y completando su crecimiento en el nido. 
  Desde 2007 los investigadores comenzaron a detectar el regreso de ejemplares de dos-tres años liberados en el proyecto a sus lugares de suelta en primavera, con lo que el emparejamiento y la reproducción eran  inminentes. El pasado mes de marzo regresaron a las Marismas del Odiel el macho Ng[5CR], nacido en Alemania en 2005 y liberado en Huelva y la hembra Am[7Y], nacida en Escocia en 2005 y liberada en Cádiz. Ambas águilas ya habían regresado a España el año anterior, la hembra había sido vista tanto en Huelva como el Cádiz, aunque finalmente no criaron. La esperada puesta se produjo este año con tres huevos que eclosionaron en el mes de mayo. 
 En cuanto a la pareja de Cádiz, se trata de ejemplares no liberados por el proyecto que se han estimulado a criar por la presencia continuada de jóvenes liberados en la zona, lo que para un águila significa que el área es adecuada para la reproducción. En 2005 y 2006 intentaron reproducirse pero los huevos no eclosionaron, por lo que se introdujeron pollos procedentes de Alemania en el nido para que la pareja no desistiese de intentarlo por fracasar en la reproducción. Finalmente este año han conseguido poner dos huevos que eclosionaron  el 15 de mayo. 
Próximamente los pollos serán marcados con la finalidad de realizar un seguimiento continuo durante los primeros años de vida de las jóvenes águilas. En años anteriores los ejemplares liberados han sido equipados con emisores  satélite compactos tipo mochila que no superan los 30 gramos peso (menos del tres por ciento del peso total del pollo) y que permiten la localización de las aves mediante satélite o señales de radio convencionales. Este sistema ha permitido a los científicos recabar importante información sobre las costumbres de esta rapaz que pasa los inviernos en África.
 El inicio del proyecto
El Proyecto de Reintroducción del Águila Pescadora en Andalucía es un programa que lleva a cabo la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía con el asesoramiento científico del CSIC. Esta iniciativa está cofinanciada por la Consejería de Obras Públicas y Transportes en el marco del programa de Medidas Compensatorias de la autovía A-381 Jerez-Los Barrios.
El objetivo prioritario de la Junta de Andalucía al poner en marcha este plan era restablecer una población reproductora viable de águila pescadora en España continental, donde no cría desde los años ochenta, en el caso de Portugal, o desde hace más de 70 años en territorio peninsular español. Actualmente, las poblaciones de águila pescadora se reducen a Canarias y a Baleares, donde se encuentra catalogada en el índice de especies ‘en peligro’ según el catálogo de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN). 
          Para llevar a cabo el proyecto se realizó primero un estudio de la viabilidad de la reintroducción que confirmó esta posibilidad en algunos humedales andaluces (embalses y estuarios). Posteriormente se cerraron acuerdos con algunos países europeos, donde esta especie se encuentra en buen estado de conservación, para la cesión de pollos extraídos de nidos de sus poblaciones silvestres. Así, las jóvenes águilas reintroducidas procedían de Alemania (68 ejemplares), Finlandia (20) y Escocia (20), con lo que era necesario organizar el transporte anual de más de veinte ejemplares desde sus países de origen hasta los nidos artificiales (torres de hacking) en la zona de suelta en Cádiz y Huelva. 
            Los investigadores utilizaron la técnica de hacking, considerada la más eficaz en la restauración de determinadas poblaciones de rapaces. El sistema consiste en colocar pollos en cajas-nido donde se les proporciona la comida de manera artificial durante aproximadamente un mes, sin que los jóvenes relacionen la obtención de alimento con el ser humano (con el que no tienen contacto visual mientras están en las cajas-nido). Esto permite que los pollos se adapten al nuevo medio y que, debido a la querencia natural por su lugar de nacimiento (filopatría) que generalmente muestran las aves rapaces, tras su suelta retornen al lugar de nidificación para reproducirse una vez alcanzada la madurez sexual.(Junio 2009 -Información remitida por la Junta de Andalucía)


Nacen en Marismas del Odiel crías de águilas pescadoras
El programa de reintroducción de la especie es un hito debido a la escasez de la especie y las dificultades para su pervivencia
mayo 2009
La pareja de águilas pescadoras (Pandion haliaetus) que había construido un nido en los límites del Paraje Natural y Reserva de la Biosfera Marismas de Odiel por segundo año consecutivo ha completado (15 de mayo 2009) el proceso de reproducción.
 Con esta constatación se garantiza el éxito sin precedentes del programa de reintroducción de las águilas pescadoras en este espacio protegido llevado a cabo por la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía. Por otro lado, queda probada la viabilidad de Marismas del Odiel para este tipo de función reproductora al reunir todas las condiciones idóneas, alimenticias, climatológicas y medioambientales, para la gestación de nuevos ejemplares. El paraje natural del Sur de Huelva ha cumplido, en este sentido, con todas las expectativas.
La Consejería de Medio Ambiente perseguía con la liberación de ejemplares de águila pescadora en Marismas del Odiel restablecer una población viable de la especie en la España continental, donde se encuentra extinguida como especie reproductora desde los años ochenta, con el fin de favorecer la expansión de la población mediterránea. Dejó de reproducirse en la Península Ibérica y en la actualidad se mantiene como invernante o de paso migratorio.  El  Paraje Natural es un ecosistema privilegiado para la pescadora con una población invernante muy notable.
Ya en 2008 se advirtió una actitud reproductora de esta pareja formada por un macho procedente de Alemania y liberado en el propio espacio natural de Marismas del Odiel, y una hembra, de Escocia y soltada en la localidad gaditana de Barbate. Ambos ejemplares volvieron al nido y el proceso se ha culminado con éxito en esta ocasión. Este logro aumenta el ya de por sí alto valor medioambiental de un lugar de paso obligado para miles de aves procedentes de toda Europa con un 30% las colonias de espátulas de Europea. La pareja nidificante de Marismas del Odiel constituye un hito  de trascendencia en la conservación de esta especie en la Península Ibérica y  supone un nuevo valor añadido al espacio protegido que ya goza de una gran calidad en el ámbito de la avifauna.
Para la reintroducción del águila pescadora, clasificada como ‘en peligro’ según el catálogo de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza, se utiliza en Marismas del Odiel desde hace seis años el método denominado ‘hacking’. El sistema, que se desarrolla en el marco del proyecto de la Consejería de Medio Ambiente y la Estación Biológica de Doñana (CSIC), consiste en criar pollos en estado de semilibertad, colocándolos en nidos que simulan los naturales y proporcionando la comida de manera artificial.. Se persigue  el regreso de los individuos cuando alcancen la madurez sexual.
En Marismas del Odiel se registró también el pasado año la primera reproducción de flamenco común, convirtiéndose así el humedal onubense en el único espacio de nidificación de esta especie en Andalucía.
Pollos de Aguila Pescadora en las marismas del Odiel procedentes de Alemania y Finlandia
En este espacio natural se desarrolla desde 2004 el proyecto de reintroducción de la especie
Tras el éxito obtenido en las dos fases anteriores del proyecto de reintroducción del águila pescadora en el Paraje Natural Marismas del Odiel, llevadas a cabo en el verano de 2004 (siete de los ocho pollos alcanzaron su ruta migratoria) y 2005 (los ocho ejemplares abandonaron en paraje satisfactoriamente), este espacio natural acoge a diez ejemplares llegados este mes desde Alemania (5) y Finlandia (5).
Los pollos, que están alojados en unas jaulas controladas por circuito cerrado de te-levisión y vigilados las 24 horas del día por técnicos de Medio Ambiente, pasarán en breves días a una torre de liberación situada al borde de un estero en el Paraje Natural Marismas del Odiel, donde permanecerán cerca de un mes alimentándose de los peces que se les suministrarán, mejorando la técnica de vuelo y aprendiendo a pescar por sí mismos.
El Proyecto de Reintroducción del Águila Pescadora (Pandion haliaetus) en Anda-lucía tiene como principal objetivo restablecer una población viable de la especie en la España continental, donde se encuentra extinguida como especie reproductora desde los años ochenta, con el fin de favorecer la expansión de la población mediterránea. Las colonias españolas se reducen en la actualidad a Canarias y Baleares donde se encuentran catalogadas como "en peligro", según el catálogo de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza.
Para la reintroducción de esta especie se utiliza el método denominado 'hacking', considerado uno de los más eficaces en la restauración de determinadas poblaciones de aves. El sistema consiste en criar pollos en estado de semilibertad, colocándolos en nidos que simulan los naturales y proporcionando la comida de manera artificial. Esto permite que los pollos se adapten al nuevo medio y que debido a la querencia por el lugar de cría (filopatría) que muestran en general las rapaces retornen al lugar de nidificación para reproducirse una vez  que sean adultos.
Las torretas de hacking, con una altura de 6 a 10 metros, llevan tres o cuatro cajas con tres pollos en cada una de ellas. Los pollos permanecen entre dos y cuatro semanas en las torres de liberación hasta que se abren los portones, cuando tienen más de 60 días de edad. Hasta que inician la migración los pollos permanecen en el embalse o en las maris-mas, en el entorno de la torre de liberación, alimentándose de peces que se les entregan, aprendiendo a volar y a pescar por sí mismos.

Características
 Las zonas de nidificación del águila pescadora (Pandion haliaetus) se encuentran siempre cerca de masas de agua por tratarse de una especie especializada en la captura de peces, que pesca sumergiéndose parcialmente para atraparlos con las garras.
La dieta de esta rapaz se basa en pescado fresco, de agua dulce o salada, aunque ocasionalmente complementa su alimentación con lagartos o pequeños mamíferos y aves. Las migraciones posnupciales en las poblaciones europeas se realizan entre agosto y octubre hacia las áreas de invernada en África. Las migraciones prenupciales hacia las áreas de cría se realizan entre marzo y mayo. El águila pescadora viaja en un amplio frente sin concentrarse en los estrechos sino utilizando zonas más amplias como el Delta del Ebro o el Valle del Guadalquivir.
Las zonas de asentamiento de esta especie detectadas en Andalucía son la costa y embalses gaditanos, costa de Huelva, Veta la Palma (Sevilla), desembocadura del río Guadalhorce (Cádiz) y pequeños embalses costeros.


Nuevos pollos de águila pescadora para el patano de Gudalcaín, en Cádiz
Los ejemplares provienen de Alemania y se espera que en un futuro establezcan en Andalucía su territorio de cría gracias al programa de reintroducción de la especie
julio 2006.-Técnicos de la Consejería de Medio Ambiente y de la Estación Biológica de Doñana (CSIC) han colocado dos nuevos pollos de águila pescadora (Pandion haliaetus) procedentes de Alemania en el pantano de Guadalcacín para sustituir a un joven ejemplar de milano negro (Milvus migrans) que se había introducido en un nido de una pareja establecida en la zona cuyos huevos no llegan a eclosionar.
Esta iniciativa, que ya se repitió con éxito el año pasado, forma parte del proyecto de reintroducción de la especie desarrollado por la Junta de Andalucía que cuenta con el asesoramiento técnico del CSIC.
Después de un largo seguimiento por parte de este equipo mixto, se había previsto intervenir en el caso de que los huevos no eclosionaran, introduciendo pollos procedentes de Alemania. Diez días después de la fecha prevista de eclosión, ningún signo indicaba que hubiese ocurrido, por lo que el plan alternativo se puso en marcha. El 5 de junio, y antes de que la pareja decidiese abandonar definitivamente, se procedió a colocar en el nido de pescadoras un pollo de milano negro con diez días de vida, que se retiró de un nido con tres pollos situado en la provincia de Sevilla. El milano negro es una rapaz muy abundante, con una talla un poco menor que la pescadora y capaz de alimentarse perfectamente de peces.
Al introducir el milano en el nido se constató que sólo había  un huevo de la pareja de águila pescadora que se dejó junto al pollo de milano. Diez días mas tarde, y tras comprobar durante ese tiempo que el comportamiento de cebas de la pareja era el adecuado, se retiró el pollo de milano, que se encontraba en unas excelentes condiciones, así como el huevo no eclosionado, y se introdujeron dos pollos de pescadoras procedentes de nidos de Alemania con 12 y 14 días de vida respectivamente. El pollo de milano fue devuelto a su nido original donde terminó su desarrollo junto con sus dos hermanos con total normalidad.

El día 4 de julio se anillaron y marcaron con emisores convencionales de cola  los dos pollos de pescadoras que han terminado su crecimiento y estancia en el nido con éxito. Son Los segundos pollos de águila pescadora criados en Andalucía, después de su desaparición hace más de 60 años.
La atracción de ejemplares adultos al lugar de suelta por la reiterada presencia de pollos muy jóvenes liberados por nosotros, era una de las previsiones iniciales con las que partió el Proyecto de Reintroducción del Águila Pescadora en Andalucía que lleva a cabo la Consejería de Medio Ambiente. Tras tres años de liberación de pollos de pescadora en el área del Parque Natural de Alcornocales, este año se han registrado tres intentos de construcción de nidos contando con la experiencia de esta pareja.
Después de este éxito, las previsiones son que el número de intentos de cría por todo el área vaya en aumento. Este proyecto está cofinanciado por la Consejería de Obras Públicas y Transportes en el marco del programa de Medidas Compensatorias de la autovía A-381 Jerez-Los Barrios. Hasta el momento se han liberado 45 ejemplares jóvenes de águila pescadora en las provincias de Cádiz y Huelva procedentes de Alemania, Escocia y Finlandia.
 El objetivo prioritario de la Junta de Andalucía al poner en marcha este plan de reintroducción es favorecer la expansión de la población mediterránea de esta rapaz y reducir el riesgo de extinción. Actualmente, las poblaciones de águila pescadora se reducen a Canarias y a Baleares, donde se encuentra catalogada en el índice de especies 'en peligro' según el catálogo de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN).
Después de que a comienzos de verano una pareja ocupase un antiguo nido de cigüeña en el Parque Natural Los Alcornocales que finalmente abandonó por otra ubicación en el Parque -en la que consiguió por primera vez en 60 años criar dos pollos-, otros dos ejemplares silvestres adultos se han instalado en ese nido. Así lo han contrastado técnicos de la Consejería de Medio Ambiente y científicos del CSIC que realizan labores de campo en los alrededores de la zona escogida para soltar los pollos del proyecto de reintroducción de la especie.
Precisamente la liberación de ejemplares jóvenes durante los tres últimos años en la zona del pantano de Barbate es una de las causas que apuntan los expertos para explicar el retorno de esta especie al que fue su lugar de cría hace décadas. Según la opinión de los técnicos, la existencia de un número considerable de pollos de su misma especie conviviendo en una determinada zona supone un estímulo importante para que ejemplares adultos contemplen esa zona como un área de cría adecuada.

La atracción de ejemplares adultos al lugar de suelta era una de las previsiones iniciales con las que partió el Proyecto de Reintroducción del Águila Pescadora en Andalucía que actualmente lleva a cabo la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía con el asesoramiento científico del CSIC. Esta iniciativa está cofinanciada por la Consejería de Obras Públicas y Transportes en el marco del programa de Medidas Compensatorias de la autovía A-381 Jerez-Los Barrios. Gracias a una inversión total de más de 300.000 euros se han soltado hasta la fecha 45 ejemplares de águila pescadora en las provincias de Cádiz y Huelva procedentes de Alemania, Escocia y Finlandia.

Los jóvenes, emancipados
El proyecto de reintroducción se inició en 2003 en el Parque Natural Los Alcornocales, en el embalse de Barbate. El método empleado se denomina 'hacking', considerado el más eficaz en la restauración de determinadas poblaciones de rapaces. El sistema consiste en colocar pollos en cajas-nido donde se les proporciona la comida de manera artificial durante aproximadamente un mes, sin que los jóvenes relacionen la obtención de alimento con el ser humano (con el que no tienen contacto visual mientras están en el hacking). Esto permite que los pollos se adapten al nuevo medio y que, debido a la querencia natural por su lugar de nacimiento (filopatría) que muestran las aves rapaces, tras su suelta retornen al lugar de "nacimiento" para reproducirse una vez alcanzada la madurez sexual.
Una vez liberadas, las jóvenes águilas son objeto de un seguimiento continuo durante los primeros meses de vida. Para ello se equipan con emisores de cola que no superan los ocho gramos de peso. Algunos son equipados con emisores  satélite, sistema que ha permitido a los técnicos recabar importante información sobre las costumbres de esta rapaz que pasa los inviernos en África, y sobre sus rutas migratorias
Los pollos reintroducidos en Andalucía han mostrado un comportamiento migratorio similar al de aquellos criados en sus propios nidos, iniciando la migración con la misma orientación y alcanzando las áreas típicas de la especie. Actualmente se encuentran en la costa oeste africana, en los ríos Senegal y Gambia. Por su parte, la pareja silvestre que se encuentran en la zona no ha iniciado este proceso, por lo que han pasado el invierno en Andalucía, mientras que sus pollos sí lo hicieron


Julio 2005
Una pareja de águila pescadora (Pandion haliaetus) ha escogido un pantano del Parque Natural Los Alcornocales (Cádiz), para establecer su territorio de cría, más de sesenta años después de que la especie desapareciese como reproductora de esta zona de la geografía andaluza. Así lo han contrastado técnicos de la Consejería de Medio Ambiente (CMA), y científicos de la Estación Biológica de Doñana (CSIC) que realizan el seguimiento del proyecto de reintroducción de la especie. El equipo mixto CSIC-CMA localizó la pareja en un embalse, situado en el Parque Natural Los Alcornocales.
La liberación de pollos durante los dos últimos años y la presencia de los mismos durante todo el periodo de dependencia en las inmediaciones de las torretas de hacking, que coincide con la llegada de las primeras águilas invernantes a la zona del Barbate, es una de las causas que apuntan los expertos para explicar el retorno de esta especie al que fue su lugar de cría hace décadas. Según la opinión del equipo científico responsable del proyecto de reintroducción, así como de la European Osprey Conservation Group -grupo de especialistas de Alemania, Escocia, Finlandia, Portugal y España- la existencia de un número considerable de pollos de su misma especie que aparentemente han 'nacido' en esa zona, supone un estímulo importante para que ejemplares adultos contemplen esa zona como un área de cría adecuada. 
Este podría ser el caso de la pareja que se ha decidido por el citado pantano para establecer su zona de cría. Las observaciones apuntan que esta pareja podría ser la misma que en otoño de 2004 ocupó un nido de cigüeña en desuso en el pantano de Barbate. Las rapaces tomaron como base el nido de cigüeña para construir el suyo y allí permanecieron hasta que el  mes de diciembre del mismo año, la hembra abandonó el nido y al macho, que acabó cediéndolo de nuevo a las cigüeñas.

Meses después, la pareja construyo un nido propio sobre un poste eléctrico sin tensión donde pronto se observaron cópulas y comportamientos típicos de comienzo de la incubación. Desafortunadamente, el nido aún no totalmente consolidado fue parcialmente derribado por un fuerte temporal de viento de levante que azotó la zona a comienzos de la Semana Santa. Inmediatamente, una plataforma artificial fue colocada a dos postes de distancia del nido original y horas mas tarde fue tomada por la pareja que continuó copulando e inició poco después la incubación. 
Al tratarse de la primera pareja que nidificaba en la península se hizo necesario extremar el seguimiento y la capacidad de intervención en caso necesario para conseguir que la pareja se sintiese estimulada y repitiese el siguiente año en la misma zona, contribuyendo con ello a aumentar el atractivo del área como lugar de reproducción para otras pescadoras. 
Por ello, se había previsto intervenir en el caso de que los huevos no eclosionaran, introduciendo pollos procedentes de Alemania. Diez días después de la fecha prevista de eclosión, ningún signo indicaba que hubiese ocurrido, por lo que el plan alternativo se puso en marcha. A primeros de junio, y antes de que la pareja decidiese abandonar definitivamente, se procedió a colocar en el nido de pescadoras un pollo de milano negro con diez días de vida, que se retiró de un nido con tres pollos situado en la provincia de Sevilla. El milano negro es una rapaz muy abundante, con una talla un poco menor que la pescadora y capaz de alimentarse perfectamente de peces. 

Al introducir el milano en el nido se constató que sólo había  un huevo de la pareja de águila pescadora que se dejó junto al pollo de milano. Diez días mas tarde, y tras comprobar durante ese tiempo que el comportamiento de cebas de la pareja era el adecuado, se retiró el pollo de milano, que se encontraba en unas excelentes condiciones, así como el huevo no eclosionado, y se introdujeron dos pollos de pescadoras procedentes de nidos de Alemania con 12 y 15 días de vida respectivamente. El pollo de milano fue devuelto a su nido original donde terminó su desarrollo junto con sus dos hermanos con total normalidad. 
El día 4 de julio se anillaron y marcaron con emisores convencionales de cola y un emisor satélite los dos pollos de pescadoras que han terminado su crecimiento y estancia en el nido con éxito. Los primeros pollos de águila pescadora criados en Andalucía, después de más de 60 años de su desaparición, están de nuevo volando por encima de nosotros.

La atracción de ejemplares adultos al lugar de suelta por la reiterada presencia de pollos muy jóvenes liberados por nosotros, era una de las previsiones iniciales con las que partió el Proyecto de Reintroducción del Águila Pescadora en Andalucía que lleva a cabo la Consejería de Medio Ambiente. Tras dos años de liberación de pollos de pescadora en el área del Parque Natural de Alcornocales, este año se han registrado tres intentos de construcción de nidos además de la experiencia de esta pareja. 
Después de este éxito, las previsiones son que el número de intentos de cría por todo el área vaya en aumento. Este proyecto está cofinanciada por la Consejería de Obras Públicas y Transportes en el marco del programa de Medidas Compensatorias de la autovía A-381 Jerez-Los Barrios. Hasta el momento se han liberado 45 ejemplares jóvenes de águila pescadora en las provincias de Cádiz y Huelva procedentes de Alemania, Escocia y Finlandia. 

 El objetivo prioritario de la Junta de Andalucía al poner en marcha este plan de reintroducción pasa por favorecer la expansión de la población mediterránea de esta rapaz y reducir el riesgo de extinción. Actualmente, las poblaciones de águila pescadora se reducen a Canarias y a Baleares, donde se encuentra catalogada en el índice de especies 'en peligro' según el catálogo de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN). 
El proyecto de reintroducción se inició en 2003 en el Parque Natural Los Alcornocales, en el embalse de Barbate y en el 2004 en las Marismas del Odiel en la provincia de Huelva. El método empleado se denomina 'hacking', considerado el más eficaz en la restauración de determinadas poblaciones de rapaces. El sistema consiste en colocar pollos en cajas-nido donde se les proporciona la comida de manera artificial durante aproximadamente un mes, sin que los jóvenes relacionen la obtención de alimento con el ser humano (con el que no tienen contacto visual mientras están en las cajas-nido). Esto permite que los pollos se adapten al nuevo medio y que, debido a la querencia natural por su lugar de nacimiento (filopatría) que generalmente muestran las aves rapaces, tras su suelta retornen al lugar de suelta para reproducirse una vez alcanzada la madurez sexual.

 Una vez liberadas, las jóvenes águilas son objeto de un seguimiento continuo durante los primeros años de vida. Para ello se equipan con emisores compactos tipo mochila que no superan los 30 gramos peso (menos del tres por ciento del peso total del pollo) que permiten la localización de las aves mediante satélite o señales de radio convencionales. Este sistema ha permitido a los científicos recabar importante información sobre las costumbres de esta rapaz que pasa los inviernos en África. Los pollos reintroducidos en Andalucía han mostrado un comportamiento migratorio similar al de aquellos criados en sus propios nidos, iniciando la migración con la misma orientación y alcanzando las áreas típicas d


Temas relacionados 
Guía de Aves, inicio
Copyright © Waste magazine
Anillado de aves Estación Ornitológica de Padul 
Observación de aves




Catálogo Nacional de Especies Amenazadas
Categoría: Vulnerable
Norma: Orden MAM/1498/2006
Fecha BOE: 17 de mayo de 2006
Categoría anterior: De Interés Especial
Norma: Real Decreto 439/1990
Fecha BOE: 5 de abril de 1990
Otras normas de aplicación
- Ley 43/2003 de Montes: Anexo II
Catálogos regionales

Canarias
Categoría: En Peligro de Extinción
Norma: Decreto 151/2001
Fecha publicación: 1 de agosto de 2001
Castilla-La Mancha
Categoría: Vulnerable
Norma: Decreto 33/98
Fecha publicación: 5 de mayo de 1998
Extremadura
Categoría: Vulnerable
Norma: Decreto 37/2001
Fecha publicación: 13 de marzo de 2001
Murcia
Categoría: Extinguida
Norma: Ley 7/95
Fecha publicación: 21 de abril de 1995
País Vasco
Categoría: Rara
Norma: Orden del 8 de julio de 1997
Fecha publicación: 28 de julio de 1997

Libros Rojos
Mundial
- Preocupación Menor (LC) (UICN, 2007).
Nacional
- En Peligro Critico (CR, c.CR D; EN A1ac; EN D; c.EN B2a)
(Libro Rojo de las Aves de España, 2004).

Comunidades Autónomas
- Andalucía: Vulnerable (VU) (D1) (Libro Rojo de los
Vertebrados Amenazados de Andalucía, 2001).
- Baleares: En peligro crítico (CR D) (Libro Rojo de los
Vertebrados de las Baleares, 2006).
- Asturias: Extinguido a nivel regional (RE) población
reproductora; No evaluado (NE) población invernante. (Libro
Rojo de la Fauna del Principado de Asturias, 2007)