Guías de NaturalezaGuía de AvesGuía de Plantas, FloraGuía de Setas, HongosGuía de LíquenesGuía de Mariposas, diurnas y nocturnasGuía de InsectosGuía de Moluscos y conchasGuía de Especies Marinas

VÍDEOS EN WASTE MAGAZINE TV
VIDEOS DE NATURALEZA - Imágenes exclusivas tomadas en espacios naturales por los responsables de Waste Magazine... Especies, reportajes de fauna, flora, rutas....

ESPECIES MARINAS

TEMAS * ACANTILADOS DE CALAHONDA-CASTELL DE FERRO

 
Los acantilados de los vientos
El escarpado litoral rocoso entre Calahonda y Castell de Ferro espera la protección integral de sus ecosistemas
Su incómoda orografía y el azote del mar mantienen esta zona del litoral granadino como una isla ecológica que logró salvarse del acoso inmobiliario
Por Juan Enrique Gómez y Merche S. Calle / IDEAL y Waste
Entre sus rocas anidan las gaviotas, descansan las pardelas en sus migraciones y las cabras monteses buscan brotes para alimentarse. En los rompientes, una legión de invertebrados, algunos de ellos catalogados y en peligro de extinción, reciben el embite del agua del mar. Bajo la superficie, decenas de especies marinas utilizan los roquedos para sobrevivir. Muy cerca, a menos de un kilómetro, los pisos, los bloques de cemento, han sustituido los espacios naturales situados junto a las playas, pero los acantilados situados entre dos localidades de veraneo, Calahonda y Castell de Ferro, mantienen sus valores naturales casi inalterados, como una isla ecológica que logró eludir la expansión inmobiliaria y que, con tímidas normativas de conservación, espera resoluciones políticas que la conviertan, de verdad, en un espacio natural protegido.
Se les conocen como los acantilados del Melonar. Están calificados con la figura de Lugar de Importancia Comunitaria, tanto los acantilados como los fondos marinos. Según los expertos que han elaborado el Libro Rojo de los Invertebrados Amenazados de Andalucía, indican que los acantilados, tanto en la parte emergida como la sumergida en el mar, tienen muchas similitudes con un espacio catalogado, el Paraje Natural de Maro-Cerro Gordo y  también los territorios terrestres y marítimos de la Punta de la Mona, pero mucho más desconocidos y casi sin atención por parte de las administraciones. 
Son acantilados calizos en los que el viento azota con fuerza tanto cuando sopla de poniente (oeste) como de levante (este), lo que provoca que en días de mar gruesa las olas impactan contra las rocas y el viento corre con fuerza, por lo que tanto animales como vegetales han tenido que adaptarse a condiciones ambientales de gran dureza, aunque las temperaturas se mantienen bastante más estables que en otros puntos de la provincia de Granada. 

Un recorrido en coche desde Calahonda a Castell de Ferro, despacio, con paradas en algunos puntos donde existen explanadas que coinciden con la antigua carretera de la costa en desuso, es una forma de contemplar la belleza paisajística y natural de los acantilados del Melonar. Tras salir de Calahonda en dirección Almería, la parte más alta del acantilado, posee un mirador desde el que se contempla la totalidad de la playa, al oeste, y los cortados al este. Un punto ideal para la observación del paso de aves marinas en las épocas de las migraciones. Más adelante, hay una gran explanada en la que se puede parar para internarnos por veredas que bajan hacia las calas y que utilizan los pescadores para acercarse a las rocas y pasar la jornada de pesca. Y la Rijana, la playa estrella de este paraje, a la que no se puede acceder en coche. Una maravillosa cala de aguas transparentes y una riqueza biológica sin igual en todo el litoral de Andalucía Oriental. Para llegar hay que dejar el coche en un aparcamiento situado en la carretera nacional y bajar por un camino de tierra que atraviesa un largo túnel por el que pasa una barranquera que recoge las aguas de la lluvia y las lleva hacia el mar.


Playa de la Rijana - (Páginas zonas de buceo, La Rijana, levante, La Rijana, poniente)
La otra forma de conocer de cerca las maravillas de los acantilados es desde el mar. En pequeñas embarcaciones y piragua desde Calahonda. Algunos lo hacen, incluso, en patinete, debido a la corta distancia que hay desde el pequeño puerto pesquero de esta localidad. Un paseo cerca de las rocas, que únicamente puede hacerse en días con el mar en calma, lleva hacia puntos de verdaro interés ecológico como la Cueva del Agua, una cavidad con sus rocas rodeadas de tomates de mar, anémonas, algas, e incluso los amenazados Astroides callicularis, unos cnidarios similares al coral, de hecho les llaman coral amarillo, endémicos de estas aguas, que forman comunidades de miles de individuos y que, como en el mar de coral, tapizan las rocas, bajo el agua, a escasos centímetros de la superficie. El espacio comprendido entre la Cueva del Agua y la punta del Grajo, tiene un aspecto desértico en el exterior y todo un universo de vida bajo el mar. Fredis (peces de colores semitropicales), gobios, alevines de castañuelas, doncellas, e incluso crustáceos similares a las cigalas, los santiaguiños, pasean entre las rocas. 

En las rocas de todo el litoral entre Calahonda y Castell, se pueden ver dos especies endémicas y en peligro, una lapa, la Patella ferruginea, más grande que las lapas habituales y con su concha mucho más rugosa, y otro molusco, en este caso bivalvo, Pinna nobilis, que es como un enorme mejillón que vive en las escasas praderas de posidonias que aún se mantienen, y que en estos fondos marinos están en buen estado y en su límite más meridional.

Es también el lugar ideal para poder observar, grupos de mamíferos marinos, de cetáceos, delfines que llegan a acercarse hasta puntos en los que con prismáticos, pueden verse con gran facilidad. La especie más habitual es el delfín mular, además de delfines listados y otro de gran tamaño, el Calderón común, llamado también ballena piloto. Desde los acantilados, a lo lejos, en alta mar, puede verse en algunas ocasiones el paso de cachalotes, aunque no es nada frecuente. En ocasiones, junto a las rocas, se puede ver el paso de algún ejemplar de tortuga boba, una especie en peligro de extinción


Alcatraz atlántico

Las aves marinas son el grupo animal que realmente abunda en los acantilados no sumergidos. En las horas del crepúsculo se ven llegar cientos de ejemplares de gaviotas, sobre todo patiamarillas y sombrías, que comparte territorios con otras aves marinas mucho más selectivas, como los alcatraces, que protagonizan sesiones de pesca con zambullidas en picado desde gran altura. También se ven cormoranes, que utilizan las rocas como dormideros, y aves típicas de cortados rocosos de esta zona del litoral, pardillos, roqueros solitarios y currucas rabilargas y rapaces, sobre todo halcón peregrino. 

Fijarse en las grietas y espacios terroros entre las rocas es contemplar especies vegetales tan especiales como Maytenus senegalensis, un endemismo norteafricano que tambien está en la zona de Maro y en los cortados del azud de Vélez, y un romero endémico de Málaga y Granada, desde la Herradura a Castell, Rosmarinus tomentosus, el romero blanco, incluido en la lista de flora amenazada de España con la categoría de en peligro de extinción.

Los acantilados entre Calahonda y Castell de Ferro forman parte del territorio que se ha incluido en el proyecto de creación de Parque Natural de la Sierra de Lújar, que se encuentra en estudio por parte de la Junta de Andalucía. Para los promotores del futuro parque, los ayuntamientos de toda la zona, desde Órgiva a la costa, y asociaciones naturalistas como Buxus, la existencia de tres territorios catalogados como Lugar de Interés Comunitario: los acantilados, Calahonda, y la sierra de Castell, no debe impedir que estos espacios sean incluidos en el parque natural.


BIODIVERSISDAD

Flora

Arisarum vulgare
Aristolochia baetica (Aristoloquia)
Arundo donax
Asparagus albus (Esparragos trigueros)
Asteriscus maritimus
Atriplex halinus
Buxus balearica
Cakile maritima
Carthamus arborescens (Cardo cuco)
Ceratonia siliqua (Algarrobo)
Chamaerops humilis (Palmito)
Crithmum maritimum
Fagonia cretica
Foeniculum vulgare (Hinojo)
Glaucium corniculatus
Glaucium flavum
Genista umbellata (Bolina)
Heliotropium europaeum
Lafuentea rotundifolia (Orejilla de roca)
Lavandula multifida
Limoniun sinuatum
Lobularia marítima
Lycium intrincatum.
Maytenus senegalensis subsp europaeus (Arto negro, espino casmbrón)
Medicago marina
Mesembryanthemum nodiflorum
Nerium oleander (Adelfa)
Nicotiana glauca
Olea europaea var. sylvestris (Acebuche)
Ononis natrix
Otanthus maritimus (Algodonosa)
Pennisetum setaceum
Quercus coccifera (Coscoja)
Rhamnus alaternus (Aladierno)
Ricinus communis
Rhodalsine geniculata  (Hierba de las golondrinas)
Rosmarinus officinalis (Romero)
Rosmarinus tomentosus
Rubia peregrina
Salsola oppositifolia
Satureja obovata (Ajedrea fina)
Silene littorea
Tamarix gallica
Thymelaea hirsuta
Ulex parviflora
Withania frutescens



Fauna
Vertebrados
Capra pyrenaica hispanica (Cabra montés)

Cetáceos
Delphinus delphis (Delfín común)
Stenella coeruleoalba (Delfín listado)
Globicephala melas (Calderón común, ballena piloto de aleta larga)
Physeter macrocephalus (Cachalote)
Tursiops truncatus (Delfín mular)

Caretta caretta (Tortuga boba)

Aves

Larus michahellis (Gaviota patiamarilla)

Carduelis cannabina (Pardillo común)
Falco peregrinus brookei (Halcón Peregrino)
Larus michahellis (Gaviota patiamarilla)
Monticola solitarius (Roquero solitario)
Morus bassanus (Alcatraz atlántico)
Oenanthe leucura (Collalba negra)
Phalacrocorax carbo (Cormorán grande)
Thalasseus sandvicensis /Sterna sandvicensis (Charrán patinegro)


Cormorán grande /Pardillo



Especies amenazadas 
Astroides calycularis (Falso Coral, Coral anaranjado)
Centrostephanus longispinus (Puercoespín marino)
Charonia lampas (Caracola)
Cribinopsis crassa (Anémona)
Dendrophyllia ramea (Candelabro, candelero, ramo, coral de anís, coralina)
Erosaria spurca (Porcelana)
Eunicella verrucosa (Gorgonia blanca)
Hacelia attenuata
Leptogorgia lusitanica
Luria lurida (Porcelana mediterránea)
Lithophaga lithophaga (Dàtil De Mar)
Ophidiaster ophidianus
Patella ferruginea
Pentapora fascialis (Cuerno de alce)
Phyllangia mouchezii
Phylomanthus pulcher (Anémona de disco)
Pinna nobilis (Abanico)
Scyllarides latus (Cigarra de mar)
Scyllarus arctus (Santiaguiño)
Tethya aurantium (Esponja Naranja de mar)


Gorgonia blanca



Coleoptero incluido en el Libro Rojo de Invertebrados de Andalucía
Cybister (Melanectes)  vulneratus

Lepidopteros
Colotis evagore
Zeyinthia rumina

vídeopromoción








Reportaje publicado en IDEAL, 11 de agosto de 2013. Serie: Panorámicas.
Los acantilados de los vientos
El escarpado litoral rocoso entre Calahonda y Castell de Ferro espera la protección integral de sus ecosistemas
Su incómoda orografía y el azote del mar mantienen esta zona del litoral granadino como una isla ecológica que logró salvarse del acoso inmobiliario

¿Como llegar?
Acesos: En coche es el recorrido entre Calahonda y Castell de Ferro por la N-340. Dos puntos de observación se encuentran en el primer peñón de Calahonda, a un kilómetro de la salida de esta localidad, donde hay un mirador y un punto excepcional de observación. Otro punto de observación está a 2 kilómetros, una gran explanada a la derecha del recorrido. El aparcamiento para bajar a La Rijana se encuentra tras recorrer 2,7 kilómetros. 

Por  mar: Desde el acantilado de Calahonda, la Atalaya con la torre del Zambullón, junto al puerto pesquero, en barca o piragua, con solo navegar 300 metros es posible internarse en la zona natural. 

Coordenadas: Del acantilado de la Atalaya, Calahonda: 36°42'9.01''N – 3°24'36.71''O. Punto de observación: 36°42'29.88''N-  3°24'9.00''O. La Rijana, aparcamiento:  36°42'35.87''N  - 3°23'34.01''O


PARAJES RECOMENDADOS PARA BUCEAR REPORTAJES * GUIAS DE ESPECIES* DATOS* FOTOS
(Todos los espacios)


 

  • Punta de la Mona / Marina del Este
  • Calahonda
  • Acantilados de Calahonda -Castell
  • Playa de La Rijana
  • Peñón de San Patricio
  • La Rábita, acantilados, arenales
  • La Rábita, cala del Ruso
  • Cabo de Gata, Almería
  • Cerro Gordo-Maro Málaga
  • La Caleta * Acantilados y Fondos marinos El tesorillo - Salobreña
  • CC





    --

    Copyright: Waste Magazine ©
    TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
    Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa, blogs, páginas personales,  con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, y las no comerciales y sin ánimo de lucro, a la que se manifiesta oposición expresa. 
    --
    Política de privacidad / Aviso legal

    Contenidos informativos
    Guía de Aves
    Guía de plantas * Flora
    Guía de Mariposas
    Guía de insectos
    Especies marinas
    Moluscos
    Setas y hongos
    Líquenes
    Anfibios
    Reptiles
    Fauna
    Rutas y paisajes
    Waste créditos

    Especiales
    Espacios naturales
    Sierra Nevada
    Doñana
    Alhambra
    Al-andalus
    Cosmología y Astronomía
    Evolución humana
    Reciclado
    Contaminación
    Ecología
    Guías y libros


    Revista electrónica creada en 1997

    Contacto y publicidad waste@diarioideal.es

    Dirección y edición
    waste@diarioideal.es
    Juan Enrique Gómez / Merche S. Calle
    Diario IDEAL / 680 92 55 14
    Waste Magazine
    Forma parte de los canales temáticos del diario IDEAL - Grupo Vocento
    www.ideal.es